Bacalao confitado con pimientos caramelizados

La semana santa está a la vuelta de la esquina y yo continúo dándoos ideas para que preparéis esos días. Como sabéis, en esta época, si pensamos en platos salados, el pescado y en concreto el bacalao, es uno de los alimentos a los que más recurrimos todos para las comidas de estos días, por eso lo he elegido para prepararos la receta.

Como ya os comenté en alguna ocasión, de pequeña odiaba el bacalao, y mi padre siempre me decía que a él le pasaba lo mismo, y que de mayor le empezó a gustar tanto que se convirtió en su pescado favorito. A mi me ha pasado un poco lo mismo. Quizás no sea mi pescado favorito pero si es de los que más me gustan.

Hace tiempo os enseñé una receta de bacalao a la plancha con salsa cremosa de piquillos. Esta vez, aunque también voy a utilizar pimientos y bacalao, voy a preparar una receta totalmente diferente; bacalao confitado con pimientos caramelizados.

Aunque sé que es un clásico, nunca había probado ningún pescado confitado, y la verdad es que tenía muchas ganas de hacerlo. Me encantó la preparación. El resultado es un pescado súper sabroso y con una textura perfecta, ya que al cocinarlo de esta manera mantiene todo su jugo.

En cuanto a los pimientos caramelizados, la receta me la dio mi hermana. Los probé hace un par de años en navidades en unos canapés y me encantaron. En esta ocasión, en vez de azúcar, he utilizado stevia para que fueran más saludables, y la verdad es que me gustó mucho el resultado.

Os cuento como preparar la receta.

Ingredientes para 4 personas:

Para el bacalao:

  • 1 kg de bacalao (yo puse 4 trozos de bacalao grandes)
  • 1 litro de aceite de oliva suave
  • Sal

Para los pimientos caramelizados:

  • 1 pimiento rojo grande
  • 100 ml de agua del tiempo
  • 50 ml de vinagre de manzana
  • 100 gr de azúcar o 10 gr de stevia

¿Cómo lo hacemos?

Comenzamos con los pimientos.

Ponemos a calentar a fuego medio una olla con el vinagre, agua y azúcar (o stevia) y removemos hasta que se disuelva todo. En este momento, bajamos el fuego, agregamos los pimientos y removemos de vez en cuando hasta que se haya reducido todo el líquido y se hayan caramelizado (aprox. 1h y media).

Como es una preparación que lleva bastante tiempo, podéis hacer el doble o triple de cantidad (porque los pimientos se quedan en nada) y lo conserváis en un bote en el frigorífico para utilizar en una pizza, en canapés con queso etc.

Continuamos con el bacalao. Lo ponemos en una cazuela grande y la cubrimos a con aceite. Calentamos a fuego bajo y cocemos durante aproximadamente 30 minutos. El truco para saber cuando está listo es coger un tenedor y tocar una esquinita de un trozo. Si se despega solo con facilidad significa que está listo para comer. Si la carne está muy pegada y no se despega, dejadlo un poquito más.

Servimos acompañado de los pimientos caramelizados.

¿Qué me decís? ¿Os animáis a probarlo esta semana santa? Si lo hacéis, espero vuestros comentarios y fotitos ;).

Un abrazo mis querid@s foodlovers :*

https://www.facebook.com/justfoodlovers/

Twitter: @justfoodlovers

Instagram: @justfoodlovers_es

Anuncios

2 Comentarios Agrega el tuyo

  1. Esther Vázquez dice:

    No soy muy fan del pescado, pero la verdad es que tiene muy buena pinta. A ver si me animo a hacerlo, que con los pimientos tiene que estar rico sí o sí 🙂
    Un saludo.

    Le gusta a 1 persona

    1. Siii! Mezclado con el saborcito de los pimientos caramelizados está muy bueno. Un saludo

      Le gusta a 1 persona

Cuéntame que te ha parecido :)

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s